Dormir bien, la clave para ser más saludables y productivos.

Durante los últimos 20 años, los hábitos se han transformado y las personas han perdido el control sobre sus horas de descanso. No dormir de manera adecuada tiene consecuencias serias, en muchos casos poco conocidas. Es un tema del que debemos hablar permanentemente. El sueño desempeña un papel fundamental en la salud física y mental de los seres humanos, además de ser el requisito básico para un rendimiento óptimo. La médica australiana Carmen Harrington, autora del libro La dieta del sueño y la guía completa para una buena noche, destaca cuatro factores que se deben tener en cuenta para beneficiarse de las horas de descanso:

  1. Dormir es el camino hacia una vida más sana

Aunque los expertos recomiendan que los adultos duerman entre 7 y 9 horas cada noche, solo el 50% de las personas logran alcanzar este estándar. ¡Si se trata de mantener una mente y un cuerpo saludables, entonces el dormir bien debe ser una prioridad!

El sueño insuficiente afecta la capacidad para realizar tareas cotidianas, también puede generar dificultades para mantener las relaciones interpersonales  y, a largo plazo, puede aumentar la posibilidad de tener graves problemas de salud como la obesidad, las enfermedades cardiovasculares, la depresión y la diabetes tipo 2.

No todo el sueño es el mismo y hay diferentes etapas por las que los seres humanos pasan cada noche, lo que ayuda a reparar y renovar el cerebro y el cuerpo de diferentes maneras. Estas etapas son: sueño ligero, sueño profundo y sueño de movimientos oculares rápidos – MOR (REM por sus siglas en inglés).

  1. La importancia de conocer las etapas del sueño

Las personas que duermen de manera exitosa pueden lograr un ciclo completo de sueño, que toma entre 90 y 110 minutos, aproximadamente, e involucra pasar por cada etapa de sueño: ligero, profundo y REM. En promedio, los adultos deben tener 5 ciclos completos de sueño cada noche.

Sueño ligero: el cuerpo comienza a relajarse, preparándose para dormir. La gente a menudo entra y sale de esta etapa y muchas personas pueden experimentar una sensación repentina de caída, lo que es completamente normal. En la última parte de esta etapa, el cerebro comienza a disminuir su actividad, a medida que el cuerpo se prepara para dormir profundamente.

Sueño profundo: ees el momento en el que resulta más difícil despertar a una persona ya que el cuerpo y el cerebro están en su máximo estado de relajación. El sueño profundo es esencial para un cuerpo sano, ya que es durante este tiempo que el cuerpo construye y repara músculos, y se prepara para afrontar los desafíos físicos del día.

REM: esta etapa de sueño se asocia con más frecuencia a los sueños y, en este momento, casi todos los músculos están paralizados (a excepción de la respiración y los músculos de los ojos). ¡Esto es bueno, de lo contrario, podría actuar de acuerdo con sus sueños! Durante esta etapa del sueño, el cerebro es muy activo y, sin suficiente sueño REM, tendrá problemas para aprender y recordar. La falta de sueño REM, también se ve reflejada en la dificultad para controlar emociones.  

  1. La utilidad de una siesta adecuada

Las siestas no reemplazan una buena noche de descanso, pero un sueño de 20 minutos ayuda al cuerpo a renovarse y sentirse descansado. Esta es la duración ideal para que al levantarse aún esté en sueño ligero, una siesta más prolongada podría llevar a despertarse en medio de un sueño profundo, lo que provocaría sensación de aturdimiento.

  1. Así se puede monitorear el sueño en casa

En el pasado, la única forma de obtener información sobre sus ciclos y etapas de sueño era tener un estudio del sueño, en un laboratorio especializado y en la mayoría de ocasiones por indicación médica. Sin embargo, la tecnología ha permitido crear dispositivos capaces de emular la efectividad de un estudio de sueño, como es el caso de las pulseras de Fitbit. La marca introdujo en su aplicación dos funciones: Etapas de sueño y Actualizaciones de sueño, que brindan la posibilidad de acceder a información detallada cada noche. Para esto, emplea un algoritmo que toma en cuenta la variabilidad de la frecuencia cardíaca y el movimiento del cuerpo, a través de sus dispositivos.

La introducción de esta tecnología al mercado le da la posibilidad a cada persona de conocer su cantidad y calidad de sueño, y hacer ajustes a su rutina diaria para que, un descanso adecuado se vea reflejado de manera positiva en su productividad y estado de salud.

¿Te imaginas como sería tu vida y descanso con un colchón Boxi y uno de estos dispositivos?  Consigue tu colchón en boxisleep.com y un Fitit dándole click aquí. ¡Esperamos que tu descanso mejore después de todo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *